Jue. Jul 25th, 2024

Un viaje interminable de exuberantes bosques, ciudades históricas y costas turquesas… así es recorrer La Riviera Turca en bicicleta

3 minutos de lectura

Un viaje interminable de exuberantes bosques, ciudades históricas y costas turquesas… así es recorrer La Riviera Turca en bicicleta. A lo largo del recorrido por la Riviera Turca, se encuentran antiguas ruinas, pintorescos pueblos costeros y una rica herencia cultural que se mezcla con la belleza natural de la región. Ya sea recorriendo las calles estrechas de Alanya o disfrutando de las playas vírgenes de Mersin, cada tramo del viaje ofrece una experiencia única y memorable para los amantes de la naturaleza y la aventura. He aquí una selección de las rutas ciclistas más atractivas de la zona.

Las singulares rutas de Kemer

El encantador pueblo costero de Kemer, es la dirección perfecta para ciclistas que aprecian las buenas subidas y los refrescantes descansos junto al mar. Este pequeño pueblo, famoso por sus playas encantadoras y bahías vírgenes con aguas turquesas, cuenta con 13 rutas ciclistas, cinco de ellas de carretera y ocho de bicicleta de montaña. Ambas cuentan con diferentes pendientes y niveles de dificultad.

Uno de los senderos de carretera más famosos y preferidos por ciclistas es la ruta entre Kemer y Beldibi. En medio de la ruta, Beldibi esconde con una cueva a 25 metros sobre el mar. Entre los famosos senderos de bicicleta de montaña en la ciudad se encuentran las rutas Kemer-Gedelme, Çalıştepe-Kemer y Kemer-Çukuryayla-Beycik. Estas rutas se caracterizan por sus significativos ascensos y pendientes asombrosas,por lo que se recomienda  encarecidamente verificar el estado de los frenos antes de iniciar su descenso.

 

Ascendiendo a la cumbre

El Monte Tahtalı, conocido en la antigüedad como Monte Olimpo, es una de las magníficas maravillas naturales de la Riviera Turca. Las rutas alrededor de la montaña presentan impresionantes vistas panorámicas, así como un desafío único para los ciclistas. La ruta entre Kemer y la cima del Monte Tahtalı puede parecer corta, ¡pero no es fácil! Durante el recorrido en bicicleta, se ganan 700 metros de altitud en siete kilómetros, con una pendiente del 10%. Al llegar a la estación del teleférico, este asciende desde los 726 metros hasta los 2.365 metros en 10 minutos. El descenso desde la cima hasta el nivel del mar ofrece una experiencia emocionante para ciclistas de enduro y MTB. A continuación, se recomienda visitar el Faro de Gelidonya desde Adrasan para disfrutar de las impresionantes vistas y disfrutar del baño en una bahía cercana.

Costas impresionantes de Antalya a Mersin

Una alternativa para descubrir la Riviera Turca es recorrer la costa desde Antalya hasta Mersin. Este trayecto, de considerable longitud, se inicia en Kaleiçi, el núcleo urbano de Antalya, y se extiende hacia la histórica ciudad de Side, un importante puerto en la región de Panfilia. El acceso a Kaleiçi se efectúa a través de la impresionante Puerta de Adriano de la época romana, uno de los tesoros mejor preservados de Antalya. Rodeada por murallas de distintas épocas, Kaleiçi destaca por la autenticidad de su arquitectura, que incluye casas históricas y estructuras como el Minarete Yivli y la Madraza Karatay.

A una distancia aproximada de 80 kilómetros, se encuentra la antigua ciudad de Side, reconocida por su destacado patrimonio histórico. Entre los sitios de interés más destacados se encuentran el Teatro Antiguo, que constituye un ejemplar único de la arquitectura de Anatolia, y los templos consagrados a Apolo y Atenea.

Un viaje interminable

Un viaje interminable

Un viaje interminable

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Copyright © Una Mujer en Estambul All rights reserved. | Newsphere por AF themes.